El Santander gana 1.750 millones en el 3er trimestre y reduce las pérdidas anuales por la pandemia

El banco anuncia que negociará un nuevo ajuste laboral para reducir plantilla con salidas voluntarias no traumáticas


El Banco Santander ganó 1.750 millones durante el tercer trimestre, con lo que redujo a 9.000 millones las pérdidas acumuladas en lo que va de año. Como el resto de las entidades, la presidida por Ana Patricia Botín se ha visto obligada a realizar provisiones para hacer frente al impacto de la pandemia. Además, anotó cargos extraordinarios de 12.000 millones por la actualización del fondo de comercio de sus inversiones históricas y de los activos fiscales diferidos.


El Santander resaltó que «este ajuste no afecta a la posición de liquidez ni de solvencia». De hecho, el consejero delegado, José Antonio Álvarez, avanzó que la previsión es cerrar las cuentas anuales con un beneficio de 5.000 millones.


Durante la presentación de los resultados hasta septiembre, el banco comunicó una nueva reducción de plantilla para los próximos meses tanto en España como en el resto de las filiales europeas. José Antonio Álvarez confirmó este recorte: «Habrá ajustes de plantilla».


El Santander tenía en septiembre pasado 27.053 trabajadores en España, unos 2.600 menos que un año antes. Cuando se ponga en marcha, será el tercer ERE desde el 2018. A finales del 2019 materializó el último ajuste laboral, con 3.069 bajas.


La intención del banco es llevar a cabo este nuevo ajuste de la plantilla mediante acuerdos con los sindicatos, como en ocasiones anteriores. Y también que las salidas sean «voluntarias» y «no traumáticas». Aunque Álvarez no quiso cuantificar el número de empleados que podrían verse afectados hasta que inicien la negociación con los sindicatos. «Traumático no será, siempre hemos hecho estas cosas con un acuerdo, dialogando y viendo las necesidades del banco y los deseos legítimos de los empleados. Así es como hemos contemplado estos procesos en el pasado y como los seguiremos contemplando», avanzó Álvarez.


Ante el proceso de fusiones en el sector financiero, el consejero delegado de la entidad avanzó que no está interesado en participar en operaciones corporativas porque no necesita ganar más escala en la mayoría de los mercados en los que opera, por lo que prefiere centrarse en sus estrategias de crecimiento orgánico.

En esa misma línea, la presidenta del Santander, Ana Patricia Botín, subrayó que «aunque estamos viendo movimientos de consolidación en Europa, nos sentimos cómodos con nuestra escala y capacidad para invertir y no contemplamos participar en ningún proceso».



O Resumo Edición Nº 437 - 30 de Octubre de 2020

Fuente: lavozdegalicia.es 27.10.2020

5 vistas

Tel.: +(598) 099 922 166

Tiburcio Gómez 1330. Piso 3.  CP. 11300 Montevideo, Uruguay

  • Blanca Facebook Icono