top of page

Elisa Schroeder de Uruguay XXI: “El hecho de que las marcas conozcan las manos detrás de toda la cadena productiva es un gran diferencial”



Elisa Schroeder, Analista de Promoción de Exportaciones - Uruguay XXI Credits: Uruguay XXI


Buenos Aires - Uruguay XXI, la agencia de promoción de exportaciones e inversiones de Uruguay es el organismo que se ocupa de promover las exportaciones y asesorando a las empresas en sus procesos de internacionalización.

Elisa Schroeder es Analista de Promoción de Exportaciones de Uruguay XXI y tuvimos la oportunidad de conversar con ella. A continuación, algunas claves sobre el proceso de internacionalización de algunas marcas uruguayas y el trabajo que desarrolla el organismo para acompañarlas y lograr que la moda nacional crezca más allá de las fronteras país.


¿Cómo es tu tarea en Uruguay XXI?


Mi rol es asesorar a las empresas, brindarles herramientas para facilitar el proceso internacionalización y también generar instancias de intercambio con contrapartes internacionales. Por un lado, en participaciones en el exterior, por ejemplo, en ferias internacionales como la experiencia que tuvimos en Nueva York en 2023. Y, por otro lado, trayendo a Uruguay a compradores internacionales que estén interesados en reunirse para hacer negocios con marcas uruguayas.


Además, desde el organismo también capacitan a las marcas…


Sí, también generamos instancias de capacitación como para que las empresas cuenten con herramientas que faciliten la posibilidad de avanzar hacia nuevos mercados, que conozcan los métodos de exportación, qué cosas deben tener en cuenta como certificados; requisitos o análisis de los costos, por ejemplo. En todas estas instancias brindamos asesoramiento.


¿Cómo fue la convocatoria de las marcas uruguayas para presentarse luego en Nueva York?


Participaron 7 marcas uruguayas. Para este tipo de eventos nosotros abrimos una convocatoria al sector a nivel nacional. Contamos con una base de datos bastante robusta porque hace muchos años que trabajamos con la industria de moda. Específicamente esta participación la coordinamos en conjunto con la Cámara de Diseño de Uruguay.


¿Cómo fue el criterio de elección de las ferias en las que participaron?


Participamos de 2 ferias diferentes. Primero hicimos un relevamiento del sector para identificar los eventos más estratégicos para nuestras marcas. A partir de lo que fuimos investigando y relevando de la industria, decidimos participar de Cotterie y de Designers & Agents.


En Cotterie tuvimos un stand con 6 marcas: Jibona Swimwear; The Farra; Savia; Celmo Tejidos; Margara Shaw; Margo Baridon y fuimos a Desgners & Agents con solo una marca: Ound.


Inicialmente las marcas se postularon a las ferias, el screening inicial lo hicieron ellos, así se fueron delimitando las postulaciones. Una vez admitidas, nosotros recibimos las postulaciones de las marcas aceptadas al apoyo de Uruguay XXI.


¿Qué tipo de apoyo brindó Uruguay XXI?


Nosotros les dimos el espacio de exhibición, a partir de una cofinanciación, pero con un porcentaje bastante reducido de lo que era el total.


¿Cómo es la relación con Moweek?

Somos muy cercanos. En algunas oportunidades ha habido ruedas de negocios que se hicieron en el marco de Moweek.


¿Por qué no continuaron?


Moweek es para consumidor final y la experiencia de combinar las ventas con reuniones con compradores internacionales al por mayor era demasiado para hacerlo en un solo evento. Por eso decidimos separarlos y así las marcas puedan abocarse 100 por ciento a cada actividad. Acá las marcas por lo general son empresas chicas, los diseñadores son los que se encargan de todo y era mucho.


¿Qué llama la atención de los productos uruguayos en el exterior?


Se destaca la presencia de la lana uruguaya, la gente se ve muy atraída por las piezas tejidas. Por un lado, llaman la atención los neutros y la lana sin teñir, y por otro, los tipos de tejido y los diseños que en muchos casos muestran un dialogo entre lo local y la tendencia más global.


¿Qué pasa con los productos de moda que no son de lana?


En otros casos, en los que no se usan fibras como la lana, llaman la atención los detalles y ya les ha pasado a varias marcas a las que les han encargado producto terminado para firmas del exterior. La escala de la industria en algunos casos juega a favor y en otros, no. En la escala uruguaya es difícil lograr la masividad, pero si lo que se busca es algo a medida o muy exclusivo y tener pocas unidades, ahí se puede producir en Uruguay.


¿Con que se encuentran ustedes a la hora de las presentaciones de las marcas uruguayas? ¿Qué fortalezas y qué falencias ven de parte de las firmas que buscan internacionalizarse?


Algo que repito mucho cuando me reúno con las marcas, porque me doy cuenta de que a veces lo dan por descontado, tiene que ver con la conciencia detrás de todo el proceso productivo y de la escala que hay. El hecho de que las marcas conozcan las manos detrás de toda la cadena productiva es un gran diferencial y es lo que se está buscando a nivel global. Por eso, hacemos mucho énfasis en que las firmas salgan a contarlo. Esto es algo obvio para nuestra industria, pero en el exterior no se da de esta manera. Hay muchas personas buscando vestirse con ese tipo de marcas.


En cuanto a falencias, la otra cara de las empresas más chicas puede ser que haya mayor informalidad en otros procesos o en los tiempos al estar acostumbrados a un mercado pequeño y menos exigente. Te das cuenta cuando una marca logró internacionalizarse porque es más exigente, perfecciona y sofistica todos sus procesos. Cuando estas acostumbrado a solo comercializar en el mercado local hay cosas que no se exigen.


¿Cuál es tu balance de 2023 y qué viene para Uruguay XXI y las marcas de moda?


Organizamos una rueda de negocios que permitió la participación de 50 marcas. Vinieron 6 personas del exterior: de México, Canadá, EE. UU. y Argentina; 4 de ellas eran compradores y las otras 2 agentes. Fueron contactos que se dieron a partir del viaje a Nueva York en septiembre.


Además, realizamos un Wool Tour junto a la Cámara de Diseño de Uruguay (CDU) de las que participaron las marcas internacionales Lisa Says Gah!, Kiwi, Fig, Christine Alcalay y Snack-Size, One of a Few y Proyecto República. Allí pudieron conocer el camino productivo de la lana uruguaya, que se caracteriza por su desarrollo sostenible y el trabajo ético. El recorrido comenzó en la Peinaduría Engraw y siguió por el Centro de Investigación y Experimentación Dr. Alejandro Gallinal del Secretariado Uruguayo de la Lana, en Florida. También se visitó el laboratorio de color de la marca Manos del Uruguay y las oficinas de la firma Rotunda.


La intención es seguir trabajando con las marcas en línea con lo que desarrollamos en 2023: Tal vez presentarnos nuevamente en alguna feria en el exterior y volver con una rueda de negocios.


O Resumo Semanal - Edición Nº 582 - 1 de febrero

Fuente: fashionunited.es 31.1.2024

7 visualizaciones
bottom of page