5 razones que explican por qué es mejor apuntar tu tienda online al mercado local

Durante los últimos años, vender por internet se convirtió en una de las principales actividades de los comerciantes. Ventajas como no tener que pagar por el alquiler de un local o la posibilidad de generar un posicionamiento orgánico han hecho que muchas pymes se vuelquen hacia la venta online. Sin embargo, es común que los pequeños y medianos empresarios se enfrenten a un dilema en algún momento: ¿qué es mejor, apuntar al mercado local o intentar expandirse más allá de las fronteras?


5 razones que explican por qué es mejor apuntar tu tienda online al mercado local.

1. TE PERMITE CONOCER MEJOR A TUS CLIENTES

Antes de buscar cómo expandir tu negocio, tienes que asentarlo en tu comunidad y generar un vínculo con quienes viven en ella. Las empresas que apuntan a los clientes locales conocen muy bien a su público objetivo: saben perfectamente cuáles son sus necesidades y cómo abordarlas para ofrecerles los mejores productos y servicios.

En cambio, las empresas demasiado grandes tienen, a menudo, un trato impersonal con sus clientes. De hecho, una buena atención al público no quiere decir necesariamente que una persona se sienta identificada con los valores o la cultura organizacional de una compañía. Apuntar a un público heterogéneo y diverso con muchas necesidades y prioridades diferentes puede ser una buena idea para empresas que llevan años en el mercado y tienen cierto reconocimiento. Sin embargo, una empresa joven podría caer en el error de diversificar demasiado su catálogo y ofrecer productos de peor calidad o que realmente no les sean útiles a sus clientes.

2. ERES TÚ QUIEN GESTIONA TODOS LOS DOCUMENTOS IMPORTANTES

Las empresas muy grandes tienen organigramas complejos repletos de departamentos, áreas, subáreas y personas a cargo que, a su vez, responden a otras personas. Si bien una pequeña empresa también puede tener ciertos niveles de jerarquía, la burocracia para gestionar ciertos documentos o procesos se simplifica notablemente.

Cuando una empresa es pequeña o mediana, es el propietario quien puede acceder a ciertos papeles, como el control de stock. Esto le dará una visión integral y en tiempo real de todo lo que ocurre en su negocio. Además, es mucho más sencillo establecer un clima de confianza para que los empleados soliciten y accedan a ciertos documentos. Por último, en una tienda que vende por internet es posible el envío de toda la gestión documental mediante PDF con editores como Adobe Acrobat, sin la necesidad de recurrir al papel impreso.

3. LA ECONOMÍA LOCAL CRECE

Vender productos a la gente de tu ciudad o de tu área ayuda a construir una sociedad más próspera. De esta forma, contribuirás a que el dinero invertido se quede dentro de la comunidad. Luego, ese dinero será invertido en otros comercios de la zona, haciendo que la economía local esté en permanente movimiento.

4. TEJES REDES DE APOYO A LA COMUNIDAD

Es cierto que empresas muy grandes e incluso multinacionales tienen participación activa en organizaciones sin fines de lucro, grupos de beneficencia y otros actores que buscan la transformación social o la mejora en la calidad de vida de los integrantes de una comunidad. Sin embargo, también es cierto que una empresa pequeña o mediana tendrá probablemente un mayor interés genuino en participar en esa transformación, ya que se trata del lugar en el que está emplazada.

Además de los cambios en la sociedad, las empresas también se ven beneficiadas cuando se vinculan con este tipo de organizaciones, ya que les brindará el marketing local que les servirá para continuar dándose a conocer en su ciudad.

5. CONTRIBUYES AL CUIDADO DEL MEDIOAMBIENTE

Cuando tus clientes deciden escoger tus productos y servicios en lugar de los de una empresa mucho más grande, ambos estáis contribuyendo al cuidado del medioambiente. El hecho de no transportar los productos a almacenes durante cientos de kilómetros hace que se ahorre una considerable cantidad de energía y recursos.

Además, si manufacturas los productos por ti mismo estarás ofreciendo un sello de calidad: una trazabilidad más focalizada hace que los clientes sepan exactamente de dónde vienen los productos y cómo han sido preparados.

CONCLUSIÓN: ¿CÓMO EXPANDIR MI NEGOCIO?

Trabajar a pequeña escala tiene muchos beneficios, que van desde enfocarte en las necesidades reales de personas que conoces hasta ayudar al medioambiente y a la sociedad en la que te mueves. Sin embargo, ¿significa eso que no debes expandirte más allá? Claro que no: permanecer activo localmente no quiere decir que no puedas crecer. Sin embargo, sí es recomendable fortalecer tu presencia en el mercado local en una primera instancia antes de dar un paso más grande.




O Resumo Semanal - Edición Nº 519 - 2 de Setiembre

Fuente: economiaengalicia.com 22.08.2022

5 visualizaciones