ALBERTO WALTER IGLESIAS RODRIGUEZ

CONSULTOR ASESOR EN MATERIAL DE SEGUROS EN URUGUAY Y EN EL EXTERIOR


Soy nacido en Montevideo Cerrito de la Victoria, en la casa de familia que compartían mis padres con mis abuelos, eso fue el 01.05.1953. Al ser feriado y primer varón que nacía en la familia me han contado que la fiesta duro bastante y de ahí en más como primer hijo, nieto y sobrino varón los recuerdos que conservo de mi niñez son hermosos y cargados de cariño y amor.


Mi familia es totalmente y únicamente gallega por parte de padre y madre y mis abuelos con quienes compartimos durante toda nuestra niñez los fines de semana en la quinta de casa de Galicia y en los centros gallegos vivieron lo suficiente para traspasarnos sus sentimientos y su irrepetible vivencia en sus pueblos de Galicia como aquí llegados de inmigrantes.


Asistimos a colegios de formación religiosa, Santa Helena hasta tercer grado y luego Fátima hasta sexto grado, recuerdo que le pedí a mis padres ir a liceo publico porque mis amigos del barrio del Buceo irían al 10 de Malvin y así fue.

Ahí comenzamos además de nuestra formación con actividades gremiales estudiantiles que nos hicieron a temprana edad asumir responsabilidades delegadas por los compañeros, en 1967 y con 14 años me eligieron presidente del gremio estudiantil y en 1968 también, fueron años difíciles, pero pudimos imaginar maneras diferentes para defender nuestras ideas y necesidades, así fue que se realizaron las clases al aire libre para reclamar por el mantenimiento del precio del boleto estudiantil y se logró. Experiencias únicas que entiendo influyeron en nuestra determinación de vida.


Mis abuelos aprendieron a leer y a poder firmar ya de muy mayores y mis padres solo terminaron primaria. Cuando cursé el primer año de derecho en la facultad me sentí verdaderamente un privilegiado, fue en esta misma época que comencé a vender ropa para niños y mujeres que confeccionaban de manera artesanal unos amigos en un pequeño taller.


Quiso el destino que un quebranto de salud de mi padre me hiciese sustituirlo en su tarea de representante de diferentes empresas vinculadas a la construcción.  Y lo que se pensaba seria temporal se convirtió en permanente, así fue que desde mis 21 años a los 33 años me dedique a esa tarea. En el ínterin en 1977 pude comprar acciones de Chapasfalt S.A. fabrica de chapas para techos de cartón asfaltado, así comenzaron mis actividades empresariales que luego me llevarían a fabricar cartón para cajas y mas tarde papel higiénico y papeles finos. Desarrollando esta actividad recibí una ayuda impresionante de un gran gallego que recordare toda la vida, hacedor de I.P.U.S.A. Don Jesús Canabal al que un día le pregunte porque me apoyaba tanto, al no ser parientes y al haber 50 años de diferencia y me respondió ¨veo en tus ojos el mismo brillo que yo tenía a tu edad, no quiero que compitas de futuro conmigo porque yo estoy viejo y entonces quiero que estemos juntos¨. Un ser generoso y extraordinario. Nos retiramos de esta actividad a fines del año 1989.


También en 1977 nos casamos y formamos hogar con quien fuera mi señora Doña Marta Casal Ribeiro Jara, en 1980 nació nuestro primer hijo Alberto y 13 meses después nuestro segundo hijo Alfonso, ambos profesionales, el mayor economista y el menor es contador público, ellos han formado sus familias y ya me han realizado como abuelo de un hermoso varón Agustín Alberto quien me hace muy feliz y no lo había soñado.


Al retorno de la democracia y convocado a colaborar así lo hicimos participando en las elecciones internas de 1982 y elecciones nacionales de 1984, ocupando hasta hoy ininterrumpidamente los cargos de convencional nacional y departamental, como así también miembro titular del comité ejecutivo nacional del partido colorado desde 1994 a la fecha.


Del 01 de enero de 1986 al 30 de marzo de 1988 fui designado para el cargo de director de servicios generales del departamento administrativo de la I.M.M. ocupándonos de sectores muy sensibles que hacían el funcionamiento de la intendencia como así también de la inspección general y toda su reorganización al retorno de la democracia.

Del 12 de septiembre de 1990 al 13 de mayo de 1994 ocupamos el cargo de director nacional de industrias, energía y minería, lo que significo para mi un alto honor y una gran responsabilidad al crearse el Mercosur y tener que ser uno de los negociadores de Uruguay por el grupo 7, fue un enorme desafío y quiero destacar que pudimos concretar el acuerdo automotriz primero con Brasil y luego con Argentina que hasta hoy rige con sus modificaciones y actualizaciones lo que ha permitido crear puestos de trabajo de calidad y con importante valor agregado.


El 01 de noviembre 1993 viaje a Galicia en un viaje privado para entrevistarme y conocer al presidente Don Manuel Fraga Iribarne quien de ahí en mas nos permitió cultivar una relación de amistad única al grado tal que cuando ocupamos una banca de diputados aquí en Uruguay (periodo 1995 – 2000) y viajábamos frecuentemente a Galicia por Oferol S.A. (Citroën Uruguay) en calidad también de gerente de relaciones institucionales  a Don Manuel le gustaba presentarnos en reuniones publicas y privadas diciendo que en el Rio de la Plata los gallegos ya tenían un diputado y me hacía sentir enormemente orgulloso por la distinción con la que me honraba.

Del 21 de diciembre del 2000 al 25 de septiembre del 2003 se nos distinguió con el alto honor por parte del gobierno de la época de presidir el Banco de Seguros del Estado, logrando al termino de nuestra gestión que el mismo liderase el mercado con una participación del 60% del total de los seguros compitiendo en el mercado de manera abierta y desregulada con las mejores compañías de seguros convirtiéndose en el único caso en el mundo, fue durante esta gestión que se realizaron 200 convenios en el país siendo uno de ellos el concretado con las instituciones españolas y gallegas.


En el año 2000 fuimos invitados de manera personal para acompañar la asunción de su reelección por el presidente de Galicia Don Manuel Fraga Iribarne y atesoro esos recuerdos y filmaciones como momentos únicos que nos van a acompañar toda la vida, fue en ese momento que vivimos la experiencia de escuchar a 5 mil gaiteros en la plaza del Obradeiro rodeados por muchos amigos que por suerte hasta hoy cultivamos nuestras relaciones de aquí en Uruguay y de allá en Galicia.


Desde el año 2006 desempeñamos tarea de consultor asesorando empresas fundamentalmente en materia de seguros aquí en Uruguay y en el exterior. En la actualidad también estamos desarrollando emprendimientos privados en el área de la construcción en la Republica del Paraguay.


Así también estamos colaborando honorariamente con casa de Galicia realizando gestiones en España y en Galicia para lograr el apoyo suficiente publico y privado que permita a esta, nuestra institución modernizarse para poder nuevamente liderar en nuestro país y la región. Mis abuelos, mis padres, nosotros, mis hijos y ahora mi nieto hemos sido socios toda la vida y seremos socios toda la vida, por lo tanto, sentimos el deber de recuperar aquella excelencia que supieron alcanzar nuestros mayores producto de una gran entrega con desprendimiento y generosidad.


Agradezco a empresarios gallegos, a todos, pero de manera especial a mi querida amiga y compañera Elvira por haberme solicitado hacer una breve reseña de esta humilde familia gallega.



O Resumo Edición Nº 315 - 17 de Marzo de 2018

9 vistas

Tel.: +(598) 2915 33 46

Misiones 1475 of. 104, 11000, Montevideo, Uruguay

  • Blanca Facebook Icono