CÉSAR ANTELO MANTEIGA

CONTADOR PÚBLICO, PRESIDENTE DE AEGU (2007-2008/ 2009-2010) INTEGRANTE DESDE EL INICIO DEL EQUIPO DE O RESUMO. ORGULLOSO DE SU HERMOSA FAMILIA.


Soy hijo de emigrantes gallegos. Mi padre llegó a Montevideo en 1927, proveniente de Buño, un pueblo de alfareros ubicado entre Malpica y Carballo, Provincia de La Coruña. Era el menor de 10 hermanos. Me contaba que en su primer empleo, un bar, trabajaba 16 horas diarias y descansaba una tarde cada 15 días. Ganaba 15 pesos por mes, y allí comía y dormía. Cuando tuvo su comercio propio, un bar y almacén en Rivera y Pablo de Maria, las jornadas no eran menores pues los horarios en esa actividad siempre fueron muy extensos.

Mi madre, nació en Miño, hermoso lugar también de La Coruña. Arribó a estas tierras en 1933 en compañía de su madre, una hermana y un tío. Mi abuela, a pesar de que vivió en Uruguay más de 30 años, siempre habló solamente en gallego, por lo que desde que nací, escuche ese hermoso idioma. Me quedaron sus dichos, sus cuentos, el sabor de las comidas, sus recuerdos de una vida de campesinos que me era totalmente desconocida. Mis padres se conocieron y se casaron en Montevideo, de cuyo matrimonio nacimos mi hermana Clarisa y yo.

Guardo, desde mi niñez, principios y ejemplos que me quedaron grabados para siempre y que he tratado de trasmitir a mis hijos: que hay que ser agradecido; que nada se consigue sin esfuerzo; que cuando propongamos algo, debemos ponernos antes en el lugar del otro, y ver si nuestra posición es razonable; que respetemos y estimulemos a las personas que trabajan para nosotros. No hay que olvidar que casi todos, especialmente quienes emigraron, empezamos desde abajo.

Hice mis estudios en la enseñanza pública: Escuela Artigas, liceo Zorrilla y Facultad de Ciencias Económicas.

En 1968 me recibí de Contador Público, época en la que ya trabajaba en la Cooperativa de Consumos de la Industria Lechera. Tras un pasaje como técnico en Coprin y luego como delegado de P. Ejecutivo en ese organismo, pasé a la Asesoría Econ. Financiera del Ministerio de Economía y Finanzas. Cuando se produjo la reorganización de INAC (Inst. Nal. de Carnes) me designaron director de la Unidad de Contralor Econ. Financiero, cargo que desempeñé unos años hasta que renuncié. Desde principios de la década del 70 también tenía estudio contable y era evaluador de proyectos de ALADI, por lo que mi jornada laboral, durante muchos años, fue muy larga.

Trabajé 20 años en ANDA, primero como Contador General y luego como Auditor Interno. Fui asesor de Orange Crush y de Ipusa, en donde conocí a don Jesús Canabal, un gran empresario y un referente en nuestra colectividad.

Tras un pasaje por la Cía del Gas, y después de algunos años, volví a la industria frigorífica como Gte. de Adm. y Finanzas del frigorífico Santos Lugares hasta que cambió de dueños.

Fui asesor de la Asociación Nacional de Baristas, hasta que esta, se fusionó con Cambadu

A mediados de los 90 ingresé a un mundo totalmente nuevo para mí: el de las comunicaciones. Me ofrecieron ser director de Nuevotiempo, una radio que se reprogramaba bajo la dirección de los 2 periodistas más prestigiosos de ese momento: Neber Araujo y Jorge Traverso. Fueron años en los que conocí mucha gente de un ambiente diferente al que frecuentaba. Allí vi otra realidad del país, lo cual me enriqueció como en todos y cada uno de los lugares en que trabajé.

Tuve una incursión en la docencia como ayudante en la Cátedra de Costos de la Facultad de Ciencias Económicas.  Además de mi actividad profesional siempre tuve una inclinación hacia el comercio. Tal vez sea algo hereditario, pero transité por varios sectores durante años. Siempre en compañía de algunos socios, con los que terminamos haciendo amistad, incursionamos en la avicultura, farmacia, cervecería, forestación, carnicería, plantación y explotación de arándanos, pizzería y una fábrica de productos para copetín en Bs. Aires.

En 1969 me casé con Beatriz, hace ya 48 años. Una de las mejores decisiones que he tomado en mi vida. Hoy, a los 74 años, puedo decir que tenemos 2 hijos de los que estamos orgullosos, Diego y Virginia, ambos socios de AEGU, que además han formado dos hermosas familias y 3 nietos que son la luz que nos iluminan todos los días.

No podría omitir una referencia a AEGU. Sin bien tengo muchos años como socio, mi acercamiento a la Asociación es de hace aproximadamente 15 años.  Le hemos dedicado muchas horas, pero ese esfuerzo fué recompensado con creces.

AEGU me acercó mucho a Galicia, a reencontrarme con mis raíces. Aquí conocí a excelentes personas en un clima de amistad, compañerismos, lealtad y amor a la institución. Tuve el honor de presidirla en 2 oportunidades y durante ese tiempo contar siempre con el apoyo incondicional de todos. Formamos con otros compañeros “O Resumo”, este instrumento de comunicación que intentamos mejorar día a día y que hoy cuenta con un gran equipo. A toda la gran familia de AEGU, muchas gracias.



O Resumo Edición Nº 298 - 22 de Setiembre de 2017

12 vistas

Tel.: +(598) 2915 33 46

Misiones 1475 of. 104, 11000, Montevideo, Uruguay

  • Blanca Facebook Icono